El valiente camino a casa


Había una vez un niño llamado Mateo, a quien le encantaba explorar el bosque cerca de su casa. Un día, mientras jugaba, se alejó más de lo que pensaba y de repente se encontró perdido en medio del bosque.

El sol empezaba a ponerse y Mateo comenzó a sentir miedo. Buscó su camino de regreso, pero todo lucía igual y no podía reconocer nada.

"¡Mamá, papá! ¿Dónde están?" gritó Mateo, pero el eco del bosque era la única respuesta que obtenía. De pronto, escuchó un ruido extraño y se asustó aún más, pero decidió ser valiente y seguir adelante. Con cada paso, sus temores disminuían y su determinación crecía.

Después de un rato, vio una luz a lo lejos y corrió hacia ella. Finalmente, encontró a su perro que lo llevó de regreso a casa. Al llegar, sus padres lo abrazaron con alivio.

A partir de ese día, Mateo aprendió que, aunque pueda sentir miedo, siempre puede encontrar la valentía dentro de él para superarlo. Y nunca más volvió a perderse en el bosque.

Dirección del Cuentito copiada!