Juan y sus juguetes nuevos


Érase una vez en un barrio tranquilo de Buenos Aires, un niño llamado Juan que recibió unos juguetes nuevos de regalo. Estaba emocionado y pasaba horas jugando con ellos en su habitación.

Un día, sus amigos de la escuela, Martín y Sofia, fueron a visitarlo y le pidieron que les prestara los juguetes, pero Juan se negó. - ¿Por qué no quieres compartir con nosotros, Juan? - preguntó Martín con tristeza.

- Estos son mis juguetes, los recibí de regalo y no tengo por qué prestarlos - respondió Juan con voz firme. Los amigos se fueron decepcionados y Juan siguió jugando solo en su habitación. Días después, Juan estaba jugando con sus juguetes cuando escuchó risas afuera de su casa.

Al asomarse, vio a Martín y Sofia divirtiéndose con otros niños del barrio. Se sintió triste y solo, y entendió que no había sido amable con sus amigos. Decidió ir a hablar con ellos.

- Chicos, lo siento mucho por no querer compartir mis juguetes. Me di cuenta de que no fue justo. ¿Me perdonan? - les dijo con sinceridad. Martín y Sofia lo miraron sorprendidos, pero finalmente sonrieron y aceptaron las disculpas de Juan.

A partir de ese día, Juan aprendió a compartir y descubrió lo divertido que era jugar con sus amigos. Juntos crearon nuevas historias y aventuras con los juguetes, y Juan nunca más se sintió solo.

Aprendió que compartir no significa perder algo, sino ganar amigos y momentos felices.

Dirección del Cuentito copiada!